Las fuentes de cultura de la ciudad de Jerez volvieron a ser las protagonistas de las sesiones de la Real Academia de San Dionisio, de Ciencias, Artes y Letras. En esta ocasión, la conferencia «Panorama cultural de Jerez a lo largo de los dos últimos siglos» estuvo a cargo del Ilmo. Sr. Don Antonio Mariscal Trujillo, miembro del Centro de Estudios Históricos Jerezanos. La presentación del conferenciante fue realizada  por el Ilmo. Sr. Don Francisco Antonio García Romero, Académico de Número y vicepresidente de Letras de la Corporación, y el acto estuvo presidido por el Excmo. Sr. Don Joaquín Ortiz Tardío, presidente de la Real Academia de San Dionisio.Mariscal Trujillo marcó el punto de partida del movimiento asociativo cultural jerezano de la edad moderna en 1781, en el seno de la denominada «Real Sociedad Patriótica». Un movimiento cultural en el que un grupo de ilustrados españoles quisieron dotar al reino de una nueva dinámica y dialéctica más al compás de los tiempos. Una apertura de puertas y ventanas que dejara entrar aire nuevo y despejado en los enrarecidos ámbitos nacionales. Su primer director en Jerez fue un aristócrata llamado Manuel María Panés y Pavón, marqués de Villapanés, personaje infatigable en su empreño por elevar la cultura, la riqueza económica y la prosperidad de la tierra.

Pocos años después de la salida del invasor francés, la ciudad se va restableciendo poco a poco de los avatares sufridos. Es en ese momento cuando nuevamente se puede observar una gran preocupación por parte de algunos sectores locales en la elevación del nivel cultural de sus ciudadanos. Se abren entonces clases de geometría, matemáticas, delineación, francés, latín y artes aplicadas, así como nuevas escuelas de enseñanza primaria. Ello culmina con la creación y apertura del Colegio de Humanidades, que se convertiría en el primer Instituto de Enseñanza Media de la provincia.Hitos importantes en panorama cultural de entre siglos en Jerez fueron la apertura de la Biblioteca Municipal, la Escuela de Artes Aplicadas, la Granja Escuela Práctica de Agricultura, la Escuela Pericial de Comercio o el antiguo Ateneo Científico y Literario.Ya avanzado el siglo XX, el Centro de Estudios Históricos Jerezanos y la Academia de San Dionisio de Ciencias Artes y Letras contribuyeron en gran medida a la difusión del conocimiento, a lo que hay que unir la intensa actividad musical de aquellos tiempos con diversas formaciones tanto académicas como interpretativas. Explicó Antonio Mariscal que la Hermandad Médico-farmacéutica de San Cosme y San Damián y su incansable actividad en la formación y actualización de conocimientos a las clases sanitarias fue un hecho muy destacable. Por otro lado en el mundo de la imagen la Agrupación Cine-fotográfica de San Dionisio y el Cine Club Popular contribuyeron en gran medida a enriquecer la faceta de la cultura audiovisual. Tampoco es de olvidar el renacimiento durante la década de los ochenta de uno de los ancestrales fenómenos de transmisión cultural como fueron las tertulias literarias. En resumidas cuentas, una revisión histórica que culmina con la apertura en Jerez de las Escuelas Universitarias de Magisterio, Turismo, Empresariales y Derecho, germen que darían lugar a la creación del Campus Universitario de la Asunción.